9 Beneficios de la Leche de Almendras

leche-de-almendras

¿Has experimentado algún tipo de leche vegetal? Hoy vamos a hablar de la leche de almendras.

¿Por qué beber leche de almendras?

El principal beneficio de la leche de almendras es la ausencia de lactosa, lo que hace de esta bebida ideal para quienes tienen alergia a este azúcar. Es una leche ligera, de fácil digestibilidad y sabroso, pudiendo sustituir fácilmente la leche de vaca.

Propiedades de la Leche de Almendras

La leche de almendras tiene poca grasa, pero es rica en energía, proteínas, lípidos y fibras. Contiene minerales como el calcio, el hierro, el magnesio, el fósforo, el potasio, el sodio y el cinc. También tiene vitaminas como la C, B6, Tiamina, Riboflavina, Niacina, ácido fólico y Vitamina E. La leche de almendras no tiene gluten, lactosa, ni colesterol.

Beneficios de la Leche de Almendras

Muchas personas pueden beneficiarse de las propiedades de la leche de las almendras. Quien desea perder peso, regular el colesterol o aquellos que padecen de gastritis, pueden incluir la leche de almendras en su dieta diaria. A continuación, enumeramos algunos de los beneficios de la ingestión de la leche de almendras para la salud:

  1. Su bajo contenido calórico lo hace ideal para todas las personas que desean perder peso. Simplemente sustituir la leche de vaca por la leche de almendras en la dieta puede tener resultados muy eficaces en la reducción de peso. Además, es fácil incluirlo en la dieta por su similaridad en aspecto con la leche de vaca.
  2. Consumir leche de almendras ayuda a las personas con niveles altos de colesterol y triglicéridos. Mejora los niveles de colesterol bueno (HDL) y reduce los niveles de colesterol malo (LDL). Mejora la salud cardiovascular.
  3. Favorece la absorción de azúcares y grasas de los intestinos. La leche de almendras es fácil de digerir y se recomienda para todos los intolerantes a la lactosa, ya que ayuda a hacer la digestión más ligera.
  4. La fibra de la leche de almendras protege la pared de los intestinos. En muchos casos, las personas que padecen de gastritis o problemas gastrointestinales cambian su dieta y añaden la leche de las almendras para mejor regular las funciones intestinales.
  5. Mejora la condición de los músculos: La leche de almendras contiene riboflavina, que es una forma de vitamina B que funciona en conjunto con otros nutrientes (tales como hierro) para regular la fuerza y ​​el crecimiento muscular.
  6. Bueno para la salud de la piel: contiene vitamina E, que ayuda a mantener la salud de la piel. Además de las vitaminas, también tiene antioxidantes que ayudan en la reparación de la piel dañada. También se puede utilizar como una loción para la limpieza de la piel. La vitamina B2 presente en la leche de almendras ayuda a fortalecer las uñas y el cabello y deja la piel más hidratada.
  7. Bueno para los huesos: Contiene el calcio, que es necesario para el mantenimiento y la formación de dientes y huesos sanos. Ayuda a reducir el riesgo de osteoporosis. Una porción de leche de almendra contiene el 30% de la necesidad diaria de calcio, que funciona junto con otras vitaminas, como la vitamina D, K y el magnesio.
  8. Mejora el sistema inmunológico: El sistema inmunológico protege nuestro organismo contra gérmenes y microorganismos perjudiciales para el cuerpo. Una persona con un sistema inmunitario deficiente es susceptible a problemas de salud y enfermedades. La ingestión de leche de almendra puede ayudar a mantener la línea principal de la defensa del cuerpo fuerte y sana.
  9. La leche de almendra es una bebida con bajo nivel de carbohidratos, convirtiéndose en una elección perfecta para las personas con una dieta baja en carbohidratos (“low-carb”), así como aquellos que necesitan mantener un control sobre sus niveles de azúcar en la sangre .

Cómo hacer la leche de almendras en la casa

Si nunca has probado, vale la pena probar, pues la receta es muy simple:

Ingredientes:

• 1 taza de almendras crudas y sin sal
• 5 tazas de agua filtrada

Modo de preparación:

Deje las almendras en agua durante 8 horas. No hay que quitar la cáscara. A continuación, tire el agua fuera y lave bien las almendras. Coloque las almendras en la licuadora. Bata con el agua y coja con un colador con agujeros finos.

¡Está listo para beber! Si se hace con menos agua, la bebida se vuelve más espesa y puede sustituir la leche de vaca en varias recetas que necesitan una leche más densa.

¿Habéis probado? Contadnos vuestra experiencia y dónde usáis la leche de almendras! y si no tenéis tiempo, podéis echar un ojo a nuestra tienda Amazon y comprar leche de almendras online.

Resumen
9 Beneficios de la leche de almendras
Título
9 Beneficios de la leche de almendras
Descripción
El principal beneficio de la leche de almendras es la ausencia de lactosa, lo que hace de esta bebida ideal para quienes tienen alergia a este azúcar
Autor
Publica
Mulindos
Logo

Deja un comentario